Recorte de cascos de caballos: cómo hacerlo y los cuidados necesarios

Sabemos que existen cuidados necesarios y específicos con los equinos y uno de ellos es el recorte de casco. ¿Pero sabes la importancia, los principales cuidados y cómo funciona ese procedimiento?

El casco de los caballos es su base de sustentación, interfiriendo directamente en su salud, equilibrio, erguimiento y locomoción. ¡Es exactamente por esa razón que el recorte de cascos es tan importante!

Entre las principales funciones del casco se encuentran:

  • Soportar el peso del animal

  • Absorbe el impacto contra el suelo al caminar, trotar o galopar

  • Disminuir el desgaste sobre otras estructuras

  • Ayudar en la propulsión

  • Actuar como una bomba hidráulica para el retorno de la sangre desde las extremidades

Descubre más sobre el recorte de cascos con Vetnil.

¿Qué es el recorte de cascos?

El caballo, como cualquier otro equino, tiene una base de apoyo en el suelo, lo que asegura que su peso corporal esté bien distribuido, lo que, en condiciones ideales, hace con que el caballo coloque las cuatro extremidades en posición vertical al suelo, asegurando un perfecto apoyo y equilibrio, tanto en estación como en movimiento. Esto se conoce como aplomo.

Cuando el animal presenta defectos de aplomo, sus cascos sufren desgastes prematuros e irregulares, perjudicando su locomoción, resistencia y equilibrio.

Algunas causas de defectos de aplomo son:

  • Factores genéticos

  • Deficiencias nutricionales

  • Sistema de creación

  • Exceso de esfuerzo físico

  • Terreno inadecuado

  • Recorte incorrecto

Es importante recordar: ni siempre los animales tienen un aplomo perfecto. Por eso, es muy importante hacer un buen recorte de casco, con cuidado y calidad. Eso significa recortar el casco en base a técnicas y parámetros adecuados

¿Como se hace ese recorte?

En primer lugar, es necesario evaluar la situación de cada uno de los cascos, mirándolos desde arriba, por delante y por detrás – tanto con el animal parado, como en movimiento, siempre en una superficie plana y dura. Posteriormente, es necesario evaluar la superficie plantar del casco, además de hacer la limpieza de esta zona.

En seguida, se debe centrar en la ranilla, la cual debe ser limpia y alineada con el resto del casco, cortando la parte que sobra, con mucho cuidado. Ella es conocida como el corazón del casco, en forma triangular, localizada en el centro del casco, y tiene su función de amortiguar el impacto con el suelo, además de asistir en el suministro de sangre a su interior.

Después de la limpieza, la persona responsable por el recorte del casco hace un análisis detallado de los cascos, comprobando si hay heridas, perforaciones o lugares dolorosos.

Posteriormente, se recortan las tenazas, se ajusta el contorno de la línea blanca (unión entre la suela y la pared del casco) y se retira el exceso de la pared. Además, se nivelan la suela y la pared, así como el redondeo del contorno del casco.

Es fundamental tener mucho cuidado en este proceso de ajuste de la pared, al cortarla alrededor de la línea blanca, ya que, si sobrepasa sus límites, llegando a partes de tejido vivo, el caballo puede sentir mucho dolor y tener daños en su locomoción, además de problemas más graves.

Finalmente, es realizada la ultima parte del trabajo – el acabado, hecho con la escofina y aplicación de un sellador.

Cuidados en el recorte

Durante el proceso, el responsable por el recorte debe prestar mucha atención a la nivelación y ángulo del casco, que es de suma importancia, ya que está directamente relacionado a la estructura corporal del animal.

Es importante recordarse que ningún casco es igual. Cada uno tiene su forma de crecimiento, sus respectivas desviaciones y ajuste único. Por eso, no existe una receta de recorte y el debe ser realizado por un profesional del área, que tenga los conocimientos necesarios. Además, debe ser realizado a cada 4 o 6 semanas.

Tener el soporte de profesionales del área, así como el acompañamiento de un veterinario para su equino es extremamente necesario. No dejes de lado esta preocupación y cuenta siempre con el cuidado de quien entiende a tu animal.

 

Tipos de recorte

Existen dos tipos de recorte de casco, el preventivo y el correctivo.

Preventivo

El recorte de mantenimiento, debido al crecimiento normal del casco, resulta preventivo, ya que proporciona bienestar al caballo, evitando posibles dolores y cojeras por los desniveles que puedan aparecer, además de prevenir la aparición de enfermedades mas graves, derivadas de ese crecimiento, que se producirían sin el debido cuidado y mantenimiento.

Correctivo

El recorte correctivo ayuda en la corrección del recorte y debe iniciarse a los 2 meses de edad en caballos que tienen desviaciones severas. En animales con desviaciones consideradas sutiles, el recorte puede ser iniciado a los 4 meses de edad.

Cabe mencionar que las posibilidades de éxito en la corrección de los cascos son mucho mayores si realizadas hasta los 9 meses de edad, ya que en esta edad comienza a producirse el cierre epifisario. Así, después de este período, los cartílagos, que antes eran blandos, y fáciles de moldear, se vuelve más rígidos y menos maleables.

 

Los errores más comunes en el corte

El recorte incorrecto puede acarrear numerosos daños al animal, tales como:

  • Compromiso con su salud y desempeño

  • Incómodo al caminar

  • Distribución incorrecta del peso

Dicho esto, aquí están algunos errores del recorte de casco que pueden evitarse, si realizados por un profesional cualificado.

Limpieza excesiva de la suela

Limpiar en exceso de la suela del casco puede perjudicar al caballo, tornando su paso incomodo y doloroso.

Eliminación de rejas o extensión de murallas

La extensión de la muralla (o pared del casco) compromete el apoyo del caballo, ya que son ellas que presentar la función de direccionar el peso del animal para la parte periférica del casco. Ese error puede contribuir al estrechamiento de perlas y bulbos.

Ignorar la angulación entre el casco y el sistema digital

Al ignorar la angulación entre el casco y el sistema digital y no observar las condiciones anatómicas del caballo, la suela se ve comprometida y, con el tiempo, empieza a tornarse mas gruesa y menos flexible, perdiendo su capacidad de absorber los impactos con eficiencia.

 

Importancia de la nutrición para el buen desarrollo de los cascos

Además de todos los cuidados de mantenimiento, prevención y corrección de los cascos ya mencionados, vale la pena resaltar la importancia y el impacto de una nutrición adecuada para su adecuado desarrollo, principalmente de algunos nutrientes. Entre ellos, podemos mencionar la biotina, que ayuda en la queratinización, en la síntesis de la matriz extracelular, en la elasticidad y en la resistencia; metionina, que es donadora de azufre y participa de la formación de tejidos cutáneos; el zinc, que mejora la rigidez, impactando en la resistencia y aumenta el crecimiento de los cascos y pelos; y lisina, que participa de la síntesis del colágeno y es parte de las proteínas estructurales de la piel, pelos y cascos.

 

Pero ¿cómo elegir un profesional cualificado?

Si buscas un profesional para realizar el recorte de cascos de tu caballo, es fundamental que esa persona conozca la anatomía del animal, así como equipo y el paso a paso del procedimiento.

En Brasil, quien desee seguir esta profesión, tiene la opción tomar cursos gratuitos enfocados en el área. ¡Algunos certificados ciertamente pueden hacer la diferencia!

 

¿Te gustó el contenido? ¡Comparte y sigue el contenido de Vetnil, aliado de quien cuida!

Comentarios

Esta publicación aún no tiene comentarios, sé el primero en comentar.
Sac Brasil: 0800 0109 197 Internacional: 55 19 3848-8500

Av. José Nicolau Stabile, 53 – Burck |
Louveira – SP – CEP: 13290-000 | vetnil@vetnil.com.br

Copyright © 2022 Vetnil - Socio a quien le Importa | All Rights Reserved